Costa Rica actualmente enfrenta una crisis migratoria

Según datos de la Organización Internacional para las Migraciones, al año 2015, una de cada treinta y cinco personas en el mundo es migrante,

“Actualmente 192 millones de personas se encuentran viviendo fuera de su país de origen, lo cual representa alrededor del 3% de la población mundial”[1].

Nuestro país, al tener un clima privilegiado, acceso a la educación, salud pública, es un país de destino; datos de OIM reportan que el 9% de la población total del país es migrante, por lo que Costa Rica, tiene como uno de sus mayores retos la integración social y económica de las personas migrantes.

En la actualidad existen múltiples categorías para regularizar la situación de cada uno de los migrantes y sus familias, por medio de las cuales y una vez sea aprobado su proceso, pueden optar por trabajo, acceso al crédito y a la educación,  y deben inscribirse en el seguro social, con lo cual reciben atención médica ilimitada y por consiguiente se cumple con lo establecido en el artículo 19 de nuestra constitución política:

Los extranjeros tienen los mismos deberes y derechos individuales y sociales que los costarricenses, con las excepciones y limitaciones que esta Constitución y las leyes establecen”

Pero en los últimos meses Costa Rica, se convirtió en un país de tránsito de migrantes. La situación de ingreso temporal de cubanos y migrantes extracontinentales ha tenido un crecimiento preocupante, por ejemplo, según estadísticas del Ministerio de Gobernación y Policía el ingreso de nacionales cubanos, entre el 1 de octubre al 31 de octubre del año 2015, fue de un total de 19 personas, 5 en el puesto migratorio de Paso Canoas y 14 en Peñas Blancas; pero a partir del mes de noviembre del 2015 a abril 2016,  se permitió el ingreso de casi 8000 migrantes a los que no se les permitió el tránsito por Nicaragua.

 

Situación migratoria actual en Costa Rica: 13 de abril 2016

Las autoridades migratorias, al inicio reconocieron que este es un caso especial, que la población migrante de Cuba y extracontinental, por el momento únicamente utiliza a nuestro país de tránsito, un 98% de las familias que ingresan al territorio nacional desean seguir su camino y tienen como país destino, los Estados Unidos de América.

Nuestro país por medio de un trabajo interinstitucional brindó asistencia legal, médica y migratoria a las personas que ingresaron al país en los últimos meses, pero esto fue una solución temporal que presupuso un gasto extraordinario, para el cual país no está capacitado a sufragar de manera regular.

Por esta razón, las acciones tomadas por el gobierno y la policía, el día de ayer, son una medida preventiva  y justificada, que nuestro país debe adoptar, hasta que no se tenga una respuesta por parte de otros países de la región, acerca de cómo se planea abordar este flujo migratorio.

[1]Organización Internacional para las Migraciones. Fecha de consulta 14 de abril, 2016. Más información

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.